• UD Fan Club
  • Artur Tatoo: Banner

Triunfo con apuros del Barcelona ante el colista (1-2)

Remontada poco brillante pero plena de fe de los azulgranas a un Leganés que soñó con repetir el triunfo de la pasada campaña. En-Nesyri puso la fantasía con su golazo y el Barcelona, el pragmatismo a balón parado.

Había muchas expectativas puestas en el regreso del Barcelona a la Liga. Nuevos ánimos para un equipo azulgrana obligado a volver a ganar fuera tras el descalabro del Ciutat de València, solo maquillado por el partido sideral de Messi ante el Celta justo antes del parón.

Enfrente, un Leganés motivado con la llegada de Javier Aguirre y con poco que perder. El cóctel perfecto para que se diera la sorpresa. Pero claro, para ella faltaba el beneplácito 'culé'. Valverde volvió a poner de su parte para el descalabro con un 4-2-4 que no entendieron ni el público... ni tampoco sus propios jugadores.

El Barça comenzó perdido y terminó recurriendo al fútbol más rudimentario para remontar. Un par de acciones a balón parado fueron suficientes para que los azulgranas dieran la vuelta al partido.

Todo se le volvió a poner en contra al conjunto 'culé' en Butarque en el comienzo del choque. Esta vez, pese a que Umtiti y Piqué estuvieron adormecidos, el gol rival no llegó por una desatención o un fallo inexplicable.

La agarró En-Nesyri y la puso en la escuadra de Ter Stegen con una facilidad pasmosa para delirio de la afición del colista. El 1-0 perdió aún más a un Barcelona ya desconectado con el sorprendente esquema de su técnico.

En la primera parte, los azulgranas solo pudieron llevarse a la boca un remate de cabeza de Luis Suárez que salvó de manera milagrosa Cuéllar. Al margen de esta acción, poco que destacar más allá de los buenos minutos de Wagué, enchufado y listo para cuando Valverde le necesite.

El segundo acto ya fue otra cosa. El Barça monopolizó el balón, aunque le costó un mundo crear ocasiones de peligro. Ante la falta de juego, el Barcelona recurrió a la garra, al fútbol más rudimentario. Al balón parado.

Piqué casi hace el 1-1 en un córner tras el descanso, pero quien sí que hizo diana a la segunda fue Luis Suárez en un balón al área impecable de Messi.

El empate reactivó a los azulgranas, que mejoraron de la mano del doble cambio de Valverde, que rectificó y pasó a jugar de nuevo con tres en el medio. Pero los minutos pasaban y la remontada no llegaba, así que el técnico quemó naves con la entrada de Ansu Fati por De Jong.

El conjunto azulgrana volvió a perderse con cuatro arriba, pero no estaba dispuesto a volver a ceder puntos fuera y Arturo Vidal, en los últimos instantes, rescató el triunfo en una afortunada jugada a balón parado en la que el chileno remachó en la misma línea un balón rebotado de Rubén Pérez.

Con escaso brillo pero una efectividad espectacular, el Barcelona se llevó el truinfo de Leganés y se permite centrarse ya en la Champions League. Todo lo contrario que un Lega que sigue sufriendo muchísimo para sumar y que queda en la cuerda floja en la zona baja de la tabla.

Noticia vía: besoccer.com

¿Te gusta este artículo? Compártelo
  • Banner noticia interna inferior Canarias7
Comentarios

Sin comentarios

Nuevo comentario
Volver a inicio